Ay que leche…!! Es mejor la cerveza

GotBeer_REVSept2016_300_smaller

Ay que leche, es mejor la cerveza.

El pasado fin de semana pudimos ver un post en el muro de facebook de Griselda Herrero, de Norte Salud, que denunciaba una noticia de la que se hacía eco una publicación de dudosa credibilidad, véase la imagen de abajo.
griselda

Aprovechando esta pseudonoticia y su peligrosa divulgación en redes sociales (hay que reconocer que entre bromas y no bromas siempre que se habla medio bien de alguna bebida alcohólica en una noticia se comparte como si de un virus se tratara) vamos a poner en práctica los 6 puntos del check list para verificar la verosimilitud de una publicación sanitaria tal y como nos recomienda Alfonso Casi desde www.saludjuntos.net 

criterios calidad publicación

Primero veamos la noticia…

1234

  1. Fuente claramente identificada. Parece que se da a entender que la noticia viene de la Harvard school of public health y hace ver que se trata de un grupo de investigación denominado PETA que se encuentra bajo el amparo de la Harvard School of Public Health. Hay que decir que PETA es una organización animalista que lucha por los derechos de los animales y que no representa per se un grupo de investigación de la escuela de salud pública de Harvard tal y como nos da a entender. Por tanto la fuente está más que confusa.
  2. La noticia no debe exagerarse. Leyendo el titular, que más amarillo no puede ser, poco comentario resta al respecto.
  3. Debe ser reciente o constar la fecha. Si vamos a la web de PETA cuyo enlace no dan en la noticia, podemos ver que la información a la que se hace referencia está publicada en octubre de 2016. Aunque la calidad de la información deje mucho que desear por lo menos es más o menos reciente. Pero en el artículo analizado no consta fecha alguna por lo que no cabe más que otro suspenso.
  4. El informador debe estar identificado. En la web “aldea viral” (ya solo el nombre parece una declaración de intenciones) no aparece información sobre autoría, misión o visión de la web.
  5. El informador debe hacer constar sus conflictos de interés si los tuviera. En este caso no se informa ni si quiera de quién es el que informa, no obstante, si vamos a la fuente original, es decir las declaraciones de Tracy Reiman, vicepresidenta ejecutiva de PETA, parece que pudiera tener algún conflicto o sesgo cuando menos.
  6. Cualquier consejo de salud debe estar respaldado por suficiente evidencia científica. Decir que un consumo moderado de alcohol es saludable y que incluso reduce el riesgo de determinadas patologías pero que sin embargo no existe una cantidad de lácteos que resulte segura a nivel de salud, no parece que goce de demasiado respaldo científico, por no decir que es una auténtica irresponsabilidad.

Dicho lo cual, queda claro que la publicación de aldea viral no es demasiado fiable y que, cuando menos, el lector debería abundar un poco más antes de utilizar la información o compartirla en redes sociales.

Antes de finalizar me gustaría dejar claro que no existe una cantidad segura cuando se trata del alcohol, que la leche o los lácteos aunque desde luego no sean más perjudiciales que el alcohol, tampoco son imprescindibles (hay un trecho entre que no sean imprescindibles y que sean más perjudiciales que una droga como el alcohol) y que no tengo nada en contra de organizaciones como PETA, más bien al contrario, sin embargo hay que dejar claro que esta información ha sido empleada en una campaña publicitaria de la misma, además en el entorno universitario, más receptivo a según qué tipo de mensajes y que por lo tanto no han acertado y si mi apuras la irresponsabilidad ha sido doble.

GotBeer_REVSept2016_300_smallerIMG_20161014_120023588-602x1070

No es menos cierto que cuando pensamos en el consumo de lácteos o huevos, aunque no sea una alimentación cruenta (donde haya mediado el sacrificio) se suele tomar a la ligera, más si cabe comparándolo con una alimentación derivada de un matadero por ejemplo, ya que uno tiende a pensar en imágenes bucólicas de granjas idílicas del tío Tom y tampoo suele ser ni tan bucólico ni tan idílico. Cuando una explotación es intensiva, es probable que tenga más que ver con este vídeo compartido por la misma gente de PETA que con otra cosa.

Por cierto aviso de que la imágenes escogidas para realizar el vídeo pueden herir la sensibilidad.

 

De modo que las cosas claras y el chocolate espeso, como diría mi abuela: El alcohol es una droga sin consumo seguro, la leche no es imprescindible pero no es más perjudicial que el alcohol (siempre que no medien alergias o intolerancias se entiende), el consumo de huevos y lácteos (sobre todo de explotaciones intensivas) no carece de impacto ambiental y animal (aunque las imágenes del vídeo hayan sido escogidas para poner el foco en las perores prácticas) y por supuesto pongan en absoluta tela de juicio cualquier noticia de este tipo de blogs como aldea viral.

pie-pagina